Aceprensa
29.08.2014

 

 

Tailandia se había convertido, junto con la India, en uno de los destinos más fáciles para obtener un bebé por maternidad subrogada, a través de alguna agencia que contrataba los servicios de una madre de alquiler. Pero la revelación de una serie de escándalos ha obligado a la junta militar que gobierna el país a reaccionar.

 

Durante el mes de agosto, las autoridades han hecho registros en las clínicas, han cerrado algunas y han presentado un proyecto de ley que castiga con diez años de prisión la maternidad subrogada con fines comerciales. Lo que era una floreciente industria que se había desarrollado libre de regulaciones, ahora va a afrontar muchas más restricciones.

 

La alarma saltó con el caso del llamado bebé Gammy (Ver: Maternidad subrogada: tienen mellizos y abandonan uno por «defectuoso»). Una pareja australiana, David y Wendy Farnell, había suscrito un contrato de subrogación por el que una mujer tailandesa gestaba un bebé para ellos. Pero la mujer tuvo gemelos, uno de ellos con síndrome de Down y problemas cardíacos. La pareja australiana se llevó a la niña, que gozaba de buena salud, y dejó al otro con su madre, que no había querido abortarlo. El caso dio mucho que hablar en la prensa australiana y tailandesa, y puso de manifiesto la indefensión de la parte más débil en estas prácticas.

 

El siguiente caso fue el descubrimiento el 5 de agosto de un lujoso apartamento en Bangkok en el que había nueve bebés, todos nacidos de madres de alquiler, acompañados de niñeras. De la investigación y de los análisis de ADN resultó que el padre de todos ellos era Mitsutoki Shigeta, un rico japonés de 24 años. Así lo ha reconocido el propio Shigeta, que ha explicado que quería tener una familia numerosa. En Tailandia se había puesto en contacto con varias agencias especializadas en el recurso a madres de alquiler. La policía dice que Shigeta había utilizado a 11 mujeres que le habían proporcionado ya 16 hijos, y deseaba tener más. De ahí que su caso haya sido calificado de “fábrica de bebés”.

 

Por el momento, no hay ninguna acusación contra Shigeta. Su abogado dice que no ha hecho nada ilegal, y que quiere recuperar a sus hijos, que han pasado a cargo de los servicios sociales. Pero, según la ley, si no hay matrimonio, la custodia del niño corresponde a la madre.

 

Todas estas revelaciones han llevado al gobierno tailandés a cerrar agencias de maternidad subrogada y a presentar un proyecto de ley para penalizar la comercialización de estas prácticas, ley que aún deberá ser aprobada en el parlamento.

 

Este giro en la política sobre las madres de alquiler ha dejado en el aire los contratos suscritos por familias extranjeras. Según Families Through Surrogacy, serían unas 400 parejas, en su mayoría procedentes de Australia, EE.UU., Canadá e Israel. El patrón de estos contratos es el de pareja de país rico que recurre a vientre de alquiler de país pobre. Así que evitar el carácter comercial de estas prácticas no parece fácil.

 

LaFamilia.info
14.07.2014

 

 

Tim Harris es el dueño de "El lugar de Tim" el único restaurante en el mundo de propiedad de una persona con Síndrome de Down. Situado en Albuquerque, Nuevo México.

 

"El Lugar de Tim” es un sitio especial. El chico recibe personalmente a sus clientes, les pregunta por su vida y le da un fuerte abrazo. “Mi mayor preocupación es la gente que entra por la puerta. A veces mis clientes están tristes, pero les doy un abrazo y se sienten mucho mejor. Los abrazos son mucho más potentes que la comida”, resume Tim.

Este joven supo desde pequeño que quería tener un restaurante. Gracias a la ayuda de sus padres, pudo cumplir su sueño. “Cuando tenía 14 años dijo que quería ser dueño de un restaurante.Con el paso del tiempo, empezamos a tomarle en serio”, afirma su padre. 

"No dejé que mi discapacidad acabara con mis sueños. Las personas con discapacidad pueden conseguir cualquier cosa que se propongan. Somos regalos para el mundo”, concluye sonriendo. (Ver video)

 

Fuente: QueryDay

ArgentinosAlerta.org
20.06.2014

 

 

 

Aunque parezca mentira, la sociedad actual no quiere ni plantearse esta pregunta: ¿sufren los fetos cuando los abortan?. El grito silencioso del no nacido que va a ser abortado puede verse en un video de Vida Prenatal, una iniciativa de Profesionales por la Ética (ver aquí). 

 

La plataforma ha decidido dar protagonismo al no nacido, permanentemente silenciado y definitivamente descartado. Porque el embarazo no se interrumpe, sino que termina de manera irreversible.

 

Se trata de poner sobre la mesa lo que nadie quiere ver ni oír: el grito silencioso del no nacido que va a ser abortado y que denunció en la década de los ochenta el Dr. Bernard Nathanson. Tres décadas después, la fuerza del mensaje no se ha perdido pero tiene que llegar de nuevo a la opinión pública, especialmente a los jóvenes, generalmente muy sensibles al sufrimiento. ¿Quién tiene derecho a imponer su voluntad sobre el que sufre?

 

Un estudio recientemente publicado que aparecerá en la revista científica PLOS ONE muestra que los niños no nacidos experimentan dolor como puede observarse en sus expresiones faciales.

 

 

 

 

Según reporta LifeNews, investigadores de las universidades de Durham y Lancaster en Inglaterra han mostrado que los niños no nacidos aprenden a mostrar dolor en sus expresiones faciales como parte del proceso de desarrollo fetal. Encontraron que los niños responden a estímulos dolorosos con expresiones de dolor en sus caras tales como mover los labios en la típica expresión negativa.

 

La Dra Nadja Reissland, del Departamento de Psicología de la Universidad de Durham, comentó a Sky News que “es vital para los infantes poder mostrar dolor tan pronto como nacen de forma que puedan comunicar a quienes los cuidan cualquier molestia o dolor que puedan sentir".

 

Aceprensa - InfoCatólica
29.08.2014

 

 

El filósofo Robert Spaemann explica en un trabajo titulado Divorce and Remarriage (First Things, agosto 2014) el atractivo del matrimonio católico y el revulsivo que las enseñanzas de la Iglesia deben suponer en un contexto de aceptación generalizada del divorcio. Para el pensador alemán resultan alarmantes las cifras de rupturas matrimoniales de las sociedades occidentales, pero mayor preocupación suscita la mentalidad divorcista que ha prendido entre los católicos.

 

También entre los creyentes el matrimonio ha dejado de considerarse «una realidad nueva e independiente que se encuentra por encima de la individualidad de los esposos» y que no puede ser disuelta ni por la voluntad de los cónyuges, «ni por la decisión de un sínodo o del Papa».

 

No rendirse a la corriente dominante

 

Esta visión del matrimonio choca con ciertos valores actuales, pero no hay que olvidar que tradicionalmente el mensaje cristiano ha contrastado con los modos de vida predominantes. También hoy la Iglesia, «lo quiera o no, se está convirtiendo en una contracultura» y su futuro dependerá de su fidelidad a las enseñanzas del Evangelio, con independencia de lo aceptado socialmente.

 

Estas reflexiones responden a la polémica sobre la situación de los católicos divorciados y vueltos a casar y la publicación de la intervención del cardenal Kasper en el Consistorio Extraordinario, convocado por el Papa Francisco para preparar el próximo Sínodo de la Familia. Para Spaemann, un cambio en la postura de la Iglesia sobre este tema supondría «una capitulación a la ideología secular».

 

Aceptar de alguna manera el segundo matrimonio de un divorciado no solo está en contradicción con la doctrina evangélica; significaría transformar «el concubinato adúltero en una unión aceptable bendecida por la Iglesia en nombre de Dios». En tal caso, la respuesta a un pecado –el adulterio– no sería ya la contrición y el perdón, sino una nueva unión, como si el paso del tiempo enmendara en cierto modo la ofensa de la ruptura.

Este modo de pensar, que se ha extendido también en el seno de la Iglesia, está basado en un profundo error. «El tiempo de por sí no es creativo. Su mero transcurrir no restaura la inocencia perdida». Del mismo modo, recuerda Spaemann, la responsabilidad por el pecado no se limita a confesar la culpa: hay una exigencia de reparación, el compromiso a regularizar una situación anómala o de llevar una vida de continencia.

 

Apoyar a las víctimas

 

Eso no supone discriminación ni una falta de caridad con quienes han iniciado una nueva unión: «apoyar a nuestros hermanos cristianos que se han vuelo a casar, mostrarles nuestra comprensión y asegurarles la solidaridad de la comunidad es un deber de misericordia». Pero esa atención no obliga a rebajar sus deberes; además, «admitirles a la comunión sin contrición y sin regularizar su situación sería una ofensa contra la Eucaristía».

 

En cualquier caso, a Spaemann le resulta extraño que en las discusiones sobre este tema no se hayan tenido en cuenta a las víctimas, cuando justamente se ha achacado a la Iglesia que en los casos de abusos sexuales no les prestara suficiente atención. «¿Ha hablado alguien sobre la mujer que ha sido abandonada por su marido, o sobre sus hijos?», pregunta.

 

Si los divorciados y vueltos a casar pudieran recibir la comunión, las víctimas de la ruptura matrimonial de algún modo entenderían «que la Iglesia acepta y bendice una nueva unión», añadiendo al drama de la ruptura un nuevo agravio. ¿No es de justicia que la Iglesia también se preocupe por ellas?

 

La belleza del matrimonio cristiano

 

Es doloroso percatarse de que muchos católicos contraen matrimonio sin estar convencidos de su indisolubilidad. Se casan sin conocer las implicaciones del sacramento. La culpa de ello, en gran parte, es de la propia Iglesia: «La preparación al matrimonio cristiano muchas veces no presta a las parejas comprometidas una imagen clara de las responsabilidades que asumen. Si lo hiciera, muchos decidirían no casarse por la Iglesia. Para otros muchos, sin embargo, una buena preparación matrimonial les serviría para decidir su conversión».

 

En lugar de buscar alternativas al criterio tradicional o disminuir las responsabilidades que comporta el compromiso conyugal, Spaemann cree necesario promover el atractivo de la concepción cristiana del matrimonio. Pero la belleza de la vida matrimonial solo puede brillar cuando se presentan también sus exigencias, sin diluirlas ni rebajarlas; de otro modo, desaparecería.

 

«Hay un inmenso atractivo en la idea de que la unión de un hombre y una mujer está ‘escrita en el cielo’, que perdura en lo alto, y que nada puede destruirla, que permanece ‘tanto en la salud como en la enfermedad’. Esta convicción es una maravillosa y estimulante fuente de fortaleza y gozo para aquellos esposos que se enfrentan a crisis matrimoniales y que buscan encender de nuevo su viejo amor».

ElMundo.es
07.07.2014

 

 

Una llamada de atención a los padres. Según un reciente informe australiano, las señales de infelicidad por el peso corporal aparecen ya con tan sólo ocho años. En vista de las conclusiones, los expertos instan a los progenitores a prestar más atención a sus hábitos alimenticios y a los comentarios que hacen sobre la imagen física en presencia de sus hijos.

 

El trabajo, realizado en el Instituto australiano de estudios de la familia, reunió las respuestas de más de 4.000 menores a una encuesta que les preguntaba sobre la percepción de su físico y el grado de satisfacción con el mismo. Las madres también facilitaron información acerca de los hábitos alimenticios de sus hijos y sus preocupaciones.

 

De todos los datos recabados, los autores de la investigación observaron que al menos dos de cada cinco niños entre ocho y 11 años querían ser más delgados de lo que les correspondía. A los 10-11 años, la mayoría de ellos hablaba de controlar su peso. Entre los que tenían bajo peso, el 16% de las chicas y del 11% de los chicos ansiaban incluso ser aún más delgados de lo que ya eran. La mitad quería seguir manteniendo su bajo peso.

 

De los pequeños insatisfechos con su cuerpo, aproximadamente en el 50% de los casos sus madres se mostraban preocupadas por si comían en exceso o poco saludable. Investigaciones anteriores de la Escuela de Medicina de Harvard, ya habían visto que los hijos de las madres más preocupadas por el peso corporal se mostraban significativamente más inquietos por su físico.

 

Un grupo australiano de apoyo para personas con trastornos alimenticios, la Fundación Mariposa, ha recalcado el papel de los padres a la hora de trabajar la autoestima de los pequeños. Según los expertos, a medida que la sociedad se obsesiona más por la imagen, los niños escuchan más las conversaciones sobre la dieta y el ejercicio.

 

"Es difícil para los progenitores porque, obviamente, quieren educar a sus hijos acerca de la alimentación saludable,", afirma en la edición digital de The Guardian Vivienne Lewis, profesor asistente de psicología en la Universidad de Canberra (Australia). "Pero los niños no siempre interpretan las cosas como pretendemos".

"A menudo escuchan conversaciones en las que los adultos están hablando de las dietas, el peso, alimentos buenos y alimentos malos. La sociedad está constantemente hablando sobre la imagen corporal y los niños pueden ser muy perspicaces en esto".

 

Como argumenta Christine Morgan, directora ejecutiva de la Fundación australiana Mariposa, "animamos a todos los padres a potenciar una imagen corporal positiva y una relación sana con la comida y el ejercicio, con el fin de ser buenos ejemplos para sus hijos".

 

Se trata de un tema muy serio para los responsables políticos y expertos en salud, agrega Morgan, quien asegura que "el impacto de los mensajes de las campañas sanitarias sobre la obesidad infantil y los múltiples mensajes que los menores reciben cada día acerca del cuerpo ideal están produciendo claramente una consecuencia no deseada en los jóvenes australianos".

 

A finales del año 2012, un proyecto del gobierno australiano llevó a cabo una revisión para analizar la asociación entre obesidad y trastornos alimentarios y las estrategias de educación mediática. Los responsables concluyeron que debían revisarse las medidas puestas en marcha para reducir la obesidad, ya que podían hacer más vulnerables a los niños, causándoles una preocupación excesiva por su peso y la dieta.

 

Según los datos del actual informe australiano, independientemente de su masa corporal, los niños insatisfechos con su cuerpo eran más propensos a tener una salud física y socio-emocional mala en comparación con los que estaban contentos con su físico.

 

Dada la influencia de los medios de comunicación y de los padres, "es fundamental revisar las estrategias gubernamentales" y que "los padres enfaticen a los niños que su cuerpo es sólo una parte de lo que son y les expliquen las importantes funciones que cumple" desde el punto de vista biológico.

LaFamilia.info
12.06.2014

 

 

En menos de 2 meses, la campaña "Usa la razón, que la música no degrade tu condición" se ha viralizado en las redes sociales gracias a su cruzada contra el reggaetón.

 

La iniciativa nació a partir de un trabajo universitario liderado por la profesora y fotógrafa colombiana Lineyl Ibáñez, y dos estudiantes, John Fredy Melo y Alejandra Hernández, quienes quisieron denunciar los contenidos violentos y lascivos del popular género musical por medio de duras imágenes.

 

"La crítica va dirigida a los contenidos de las canciones que dejan a las mujeres como objetos sexuales, que no solo en las letras son agredidas, sino que además en los videos son usadas como símbolos de sexo”, explicó Ibáñez en su cuenta de Facebook.

 

A través de cuatro fotografías, se ilustran algunas letras de las más conocidas canciones de reggaetón de manera literal. Por ejemplo, la inspirada en la canción "Bellaquera", de Yaga & Mackie Ranks y que sentencia "En la cocina voy a darte tabla", muestra a una mujer sometida por un hombre que sostiene un palo, acompañada del eslogan "Usa la razón, que la música no degrade tu condición". Otra de las imágenes hace alusión al tema "En la cama" con la frase “A ella le gusta que le den duro y se la coman” de Daddy Yankee, uno de los más exitosos y famosos exponentes del reggaetón.

 

La gente quiere cambios sociales

 

Las reacciones, de todo tipo, no se hicieron esperar: "(Fueron) en mayor medida positivas", precisó Ibáñez, quien agregó: "La gente quiere cambios sociales y apoya esta clase de iniciativas. Las reacciones negativas generalmente son subjetivas, sin argumentos de peso, son más agresivas y groseras. (Además) hemos recibido propuestas de publicación de la campaña en algunos medios de Venezuela, Estados Unidos y Guatemala".

 

No es la primera vez que el reggaetón es fuertemente criticado tanto por la forma en que se baila como por sus letras sexualmente explícitas y referentes a la violencia hacia las mujeres.

 

Aunque las imágenes son fuertes y explícitas, son fieles a una realidad lamentable ver aquí

 

Usa la Razón en Twitter

Con información de Infoabe.com

Excelsior.com.mx
28.07.2014

 

El cineasta mexicano Carlos Cuarón alza la voz en contra del bullying, a través del cortometraje El sándwich de Mariana, mismo con el que pretende crear conciencia sobre esta problemática social.

 

El director participó en la mesa redonda El bullying no es un juego, que impulsa la iniciativa @Basta_Mx, la cual sirvió de marco idóneo para presentar el reciente trabajo de Carlos Cuarón. "Nos vamos a tardar en solucionar esta problemática, porque hay que reeducar socialmente, debido a que el bullying es un problema que radica en la educación”, dijo el cineasta, quien se encuentra comprometido con la iniciativa.

 

Destacó que la educación debe de iniciar en el seno familiar y luego en las escuelas, de ahí la premisa de su cortometraje, en el que muestra como una pequeña sufre de acoso por parte de una compañera mayor, quien a su vez padece esta misma situación en casa a manos de su hermana y ésta por parte de su madre. El video es realmente valioso.  (Ver aquí)

LaFamilia.info
01.07.2014

 

 

"Look up" o "Levanta la mirada" es el título del spot que, con la dirección del escritor y realizador cinematográfico Gary Turk, muestra una realidad en la que todos estamos inmersos. El video (ver aquí) se convirtió en un suceso en internet, en cuestión de horas obtuvo más de 20 millones de visitas en Youtube. Vale la pena verlo.

 

LaRed21
16.06.2014

 

 

Un informe publicado por el Instituto Max Planck de Berlin, afirma que existe un vínculo directo entre el consumo masivo de pornografía y la disminución de capacidad intelectual.

 

“Hemos logrado confirmar que existe un vínculo negativo entre el acto de ver, varias horas de pornografía a la semana, y el volumen de materia gris en el cuerpo estriado derecho del cerebro”, aseguran los científicos del centro alemán Max Planck para el Desarrollo Humano.

 

“Los efectos primigenios, podrían incluir cambios en la plasticidad neuronal, como resultado de la intensa estimulación del centro del placer”, puntualiza el trabajo que es publicado por la revista “JAMA Psychiatry” de la Asociación Médica Americana, en Estados Unidos.

 

Los científicos reconocieron no obstante que es imprescindible continuar los trabajos a fin de confirmar que el vínculo que causa la disminución de materia gris, es la misma pornografía y no elementos paralelos, aunque entienden que hasta ahora todo apunta a esa hipótesis. Los científicos realizaron el estudio sobre 64 hombres de entre 21 y 45 años de edad, los que respondieron sobre sus hábitos vinculados al consumo de videos pornográficos. Los individuos estudiados, dedicaban una media de cuatro horas semanales a ese tipo de programación visual.

 

Los sujetos del experimento fueron sometidos posteriormente a escaneos de resonancia magnética, para determinar las reacciones que produce en el cerebro la pornografía. El estudio reveló que cuanta más pornografía veían, más disminuía el cuerpo estriado del cerebro, una pequeña estructura nerviosa que se halla debajo del córtex cerebral. Asimismo, cuanto mayor es la frecuencia de atención a los videos porno, mayor es el deterioro entre las conexión del córtex pre-frontal y el cuerpo estriado, lo que significa que existe una afectación directa a la zona del cerebro encargada de la toma de decisiones.