LaFamilia.info - 21.09.2020

 

Foto: diana.grytsku

 

Cada vez son más los padres que deciden apuntar a los niños a clases particulares de inglés.

 

Sin duda alguna, uno de los temas más importantes que todos los padres se plantean en algún momento de la vida tiene que ver con la autonomía de los más pequeños del hogar, ya que en algunas ocasiones, resulta complicado dotarlos con las herramientas necesarias para que empiecen a tomar sus propias decisiones. Es decir, darles cierta autonomía a la hora de estudiar, pensar y generar ideas.

 

A edades más tempranas, los niños no son tan conscientes de este tipo de aspectos, sin embargo, lo más adecuado es incentivar esta autonomía desde los primeros años. De este modo, cuando los niños lleguen a la adolescencia serán capaces de pensar por sí mismos, por lo que no encontrarán tantas barreras al tomar decisiones. Sobre todo, resulta fundamental hacer hincapié en los hábitos de estudio.

 

Y es que la formación influye de manera directa en el futuro de los niños, de modo que es muy conveniente ayudarles en los estudios. En este sentido, los especialistas en el ámbito educativo recomiendan apuntar a los niños a clases particulares, puesto que a través de estos cursos específicos pueden mejorar notablemente sus conocimientos en materias como el inglés, las matemáticas o la informática.

 

¿Por qué es tan importante aprender inglés?

 

En la actualidad, la sociedad del siglo XXI está experimentado un importante proceso de globalización, el cual se puede ver reflejado en diferentes aspectos de la vida como los idiomas. Y es que cada vez es más importante aprender inglés, ya que gracias a este idioma, las personas pueden encontrar nuevas oportunidades en otros países del mundo -estudios superiores, salidas laborales, posibilidades de emprendimiento-.

 

Ante esta situación, no es extraño que una gran cantidad de padres se preocupen por la formación en inglés de sus hijos. Por ejemplo, el nivel de inglés en Colombia está por debajo de la media mundial y de América Latina, algo que puede convertirse en un serio inconveniente de cara al futuro. Conseguir un nivel bilingüe de inglés no es nada sencillo, puesto que requiere grandes dosis de disciplina y orden.

 

Pero no solo basta con estos dos factores, por lo que también es necesario apuntarse a clases particulares de inglés. Para obtener los mejores resultados posibles, lo más aconsejable es aprender con un profesor nativo. En Superprof se puede encontrar un profesor nativo cerca de su casa, u online, quién podrá acompañar al niño durante el aprendizaje del idioma inglés, desde una edad muy temprana y de forma lúdica.

 

Principales razones para estudiar inglés

 

Como ya se ha comentado anteriormente, la mejor opción a la hora de estudiar inglés reside en las clases particulares, sobre todo, si son dirigidas por profesores nativos. Y es que estos profesionales se adaptan al estilo específico de aprendizaje de los niños, por lo que reciben la formación que realmente necesitan. Además, las personas que empiezan a aprender inglés a edades tempranas obtienen ventajas muy importantes.

 

Por un lado, los niños que estudian inglés pueden acceder a una mejor formación en el futuro, debido a que algunos centros de estudio imponen como requisito tener un buen nivel de inglés. Pero las razones para estudiar inglés van mucho más allá, ya que los niños también pueden mejorar su educación a través de textos académicos, científicos y tecnológicos que están escritos en el idioma de Shakespeare.

 

Por otro lado, el nivel de inglés es fundamental en la búsqueda de empleo. Es decir, las personas que dominan este idioma pueden encontrar mejores oportunidades en el mercado laboral, puesto que las empresas prefieren contratar a empleados que sean capaces de desarrollar actividades en inglés. Y por supuesto, el inglés es muy útil para viajar por todo el mundo, ya que es el idioma oficial en numerosos países -Inglaterra, EEUU, Canadá, Australia, etcétera-.

 

Clases particulares de inglés en Internet

 

En los últimos meses, la pandemia del coronavirus ha tenido un gran impacto en casi todos los sectores económicos, los cuales se han visto obligados a adoptar una serie de medidas preventivas para evitar el riesgo de contagio. Uno de los ámbitos que más ha cambiado es el educativo, puesto que a pesar de la crisis sanitaria, los alumnos no pueden abandonar la formación educativa.

 

Las clases particulares en Internet son cada vez más importantes, debido a que los padres pueden encontrar a profesores especializados en diferentes materias, que se encargan de explicar la lección a los más pequeños de la casa. Gracias a plataformas online como Superprof, los alumnos pueden buscar asignaturas por titulación, ciudad o precio, además de poder elegir la modalidad de las clases -presencial u online-.

 

Pero las clases no son todo, por lo que los padres deben ayudar a los hijos a diseñar un programa de estudio y a realizar los deberes. Además, también es muy interesante estimular la curiosidad de los niños por el idioma, ya sea a través de películas o series de televisión. Otra buena opción reside en la música, puesto que algunas canciones pueden incrementar el interés de los niños por formarse en inglés.