LaFamilia.info
22.09.2008

La mudanza de hogar es una de las experiencias más estresantes en la vida de una persona pues no solo implica mover todas las pertenencias a un nuevo lugar, sino la ansiedad de acomodarse a un espacio extraño. De ahí la importancia de organizar el trasteo de la manera más ordenada, logrando que el cambio produzca el menor impacto sobre la  salud física y mental.

Ante todo es primordial hacer los preparativos con suficiente tiempo y por esto el primer paso en un trasteo es la elaboración de una lista de tareas que permitan una buena planeación y evite preocupaciones innecesarias.

En dicha lista deben incluirse tareas como:

  • Hacer un plano sencillo de su nuevo hogar pues le ayudará a pensar cómo acomodar todas sus pertenencias y si es preciso prescindir de algunos muebles que no tendrá donde acomodarlos. Sobre el plano marque dónde colocará cada mueble. De esta manera evitará estar moviendo los objetos de un lado a otro cuando ya esté instalado.
  • Elabore una lista de compañías de trasteo con sus números telefónicos para llamar con suficiente tiempo y determinar el precio, la capacidad del camión, el número de asistentes que proporcionan, elementos de ayuda que ofrecen como cobijas, cajas etc.,  el seguro que ofrecen en caso de que se dañe o quiebre algo durante el trasteo, entre otros.
  • Calcule la cantidad de cajas que necesitará y sus tamaños, así como el tipo de cintas adhesivas, material para envolver los adornos (plástico de burbujas para envolver el cristal, papel, material de relleno, cuerdas, etc.).
  • Si vive en una unidad cerrada, averigüe los horarios en que se pueden hace los trasteos, pues en ciertos condominios existen restricciones de horarios.
  • Escoger cuidadosamente la fecha en la que realizará la mudanza.
  • Avisar con antelación a la administración del conjunto y/o al arrendatario de su partida o de su llegada, dependiendo del caso, con el fin de que no tenga tropiezos o impedimentos para ingresar sus pertenencias.
  • Conozca el sector de su nuevo domicilio, identificando qué rutas le permitirán un fácil acceso y cuál es lugar más cómodo para descargar el trasteo. Además, cerciórese de que las entradas y ascensores sean de dimensiones tales que le permitirán el ingreso de los muebles de mayor tamaño, como sofás, armarios o neveras.

Empaque eficientemente

  • Antes de comenzar a empacar, asegúrese de que tiene a mano los siguientes elementos necesarios para que todo salga bien: Cajas grandes, medianas y pequeñas, cintas adhesivas (gruesa para cerrar y reforzar las cajas y “masking tape” o cinta de enmascarar para marcar ciertos elementos), papel grueso o icopor, plástico de burbujas para empacar el cristal más delicado; marcadores gruesos para marcar las cajas, tijeras, papel periódico y bolsas plásticas de varios tamaños.
  • La vivienda debe dividirse por lugares al empacar y luego al desocupar.
  • Una o dos semanas antes del trasteo comience por empacar lo que menos utiliza y deje para lo último las cosas que usa con frecuencia. Esto le dará una idea de cuántas cajas necesitará para la totalidad de la mudanza.
  • Cada caja ocupada debe ir sellada y marcada ej. Cristal fino, delicado. Esto ayudará a saber qué lugar darle en el vehículo transportador y con qué cuidado llevarlo.
  • Los objetos delicados deben ir envueltos individualmente y al empacarlos en cajas, ubique papel grueso en el fondo para amortiguar. Llene los espacios vacíos con más papel para mayor seguridad.
  • Es mejor guardar los objetos muy pesados en cajas pequeñas para que sean más fáciles de llevar y haya menos posibilidades de daño.
  • Los elementos delicados deben empacarse por capas. Una vez ubicado un 'primer piso' de objetos, se coloca un trozo de cartón para acomodar la siguiente capa.
  • Los cuadros deben envolverse individualmente con cartón o papel grueso.
  • En cuanto a las lámparas, quitar la bombilla y la caperuza. Envolver la base y el resto de cosas por separado pero guardarlas en la misma caja.
  • Para proteger los muebles es necesario envolver las puntas con cartón y cubrir el mueble con mantas.

El día del trasteo

Es importante que cuente con suficiente luz natural para realizar el trasteo y por eso es aconsejable que comience temprano y cite el camión en las primeras horas de la mañana.

Tenga en cuenta de dejar algunas cajas vacías para empacar los últimos objetos de efectos personales, vajilla y comestibles que se usarán ese día por la mañana. Recuerde proveer alimento y bebida para todas las personas que le están asistiendo con la mudanza. Es una labor agotadora en la que es preciso tomar un descanso para comer e hidratarse. En ese caso compre vasos y platos desechables, unas gaseosas y sánduches paras todos.

Las camas: El día de trasteo lo primero que debe hacer es desarmar las camas y amarrar las partes con cinta de empaque para que no se pierdan y sea más fácil de acomodar en el camión. Si tiene un sofá-cama asegúrese de amarrarlo con cuerdas de manera que en el traslado no se abra.

Televisiones: Nunca mueva una televisión cuando está caliente, pues se dañará fácilmente. Desenchúfela con anterioridad para que en el momento de transportarla sus componentes estén fríos. Utilice un cojín para cubrir la pantalla amarrándolo con cinta de empaque.

Flores y Plantas: Coloque sus plantas más pequeñas dentro de cajas de cartón altas. Asegúrese de hacerle perforaciones al cartón para que la mata pueda respirar. Al cargar el camión, deje para lo último las plantas.

No intente levantar objetos muy pesados sin ayuda, pues podría lastimar su espalda. Y cuando tenga que levantar cajas pesadas como las de los libros, nunca se incline doblando la cintura, la acción correcta es flexionar las rodillas y mantener la espalda erguida. De esta manera evitará accidentes.

Un plan para desempacar

Ubicar todas las cosas en la nueva vivienda toma tiempo, paciencia y cuidado. Para que todo salga mejor tenga en cuenta lo siguiente:

  • "Confirmar la llegada de todo o por lo menos de las cosas más importantes. Debe haber una lista que indique los elementos guardados y a qué caja corresponden.
  • No se puede desempacar todo al tiempo. Si hay varias personas en la familia, cada una puede encargarse de evacuar una zona. Por ejemplo. la cocina, el baño, las habitaciones, la sala.
  • Es recomendable iniciar por la cocina porque hay elementos más delicados además de alimentos que pueden dañarse. Una vez lista esta zona, los cuartos deben arreglarse por si anochece rápido.

Si la casa no se ha usado recientemente deberá abrir todas las llaves del agua caliente dejando que fluya durante varios minutos. Esto bastará para eliminar el hidrógeno acumulado en las tuberías. Tenga cuidado de no encender cerillos ni fuego en ese momento ya que el hidrógeno es muy inflamable.

El paso siguiente es conectar la luz y asegurarse que si llega la noche tendrá iluminación en toda la casa.

Fuentes: metrocuadrado.com, virtualbodas.com

LaFamilia.info
06.06.2008

Cada uno de los aparatos eléctricos que se usan en el hogar consumen diferentes cantidades de energía, dependiendo de su eficiencia energética y de cuánto tiempo se utilizan. Lo cierto es que conociendo cuánta energía consume cada uno, es posible racionalizar su uso para lograr un ahorro significativo en las cuentas de la luz.

Por ejemplo, el tostador de pan y la plancha funcionan con resistencias que convierten la electricidad en calor y consumen mucha energía; sin embargo, el tostador se utiliza sólo durante algunos minutos, mientras que la plancha se usa más tiempo y, por lo mismo, consume más electricidad.

Ya que todos estos aparatos son de gran utilidad en el hogar, conviene observar las siguientes recomendaciones para ahorrar energía:

  • Mantenga siempre limpios los aparatos eléctricos, principalmente los de la cocina. Elimine los residuos de alimentos en el horno de microondas, tostador, extractor, etc. Conservarlos en buen estado prolonga su duración y reduce el consumo de energía y los gastos.
  • Utilice ollas y cacerolas de fondos lisos y del mismo tamaño de los fogones para aprovechar mejor el calor.
  • Utilice ollas con tapas ajustadas que reduzcan al mínimo la pérdida de calor.
  • No abra la puerta del horno mientras esté cocinando.
  • Apague los aparatos que producen calor antes de terminar de usarlos. Ejemplo de ellos son la plancha, el horno, las parrillas, las ollas eléctricas, los calefactores.
  • Evite mantener encendidos innecesariamente televisores, computadores, equipos de sonido y todos aquellos aparatos que no se estén utilizando, ya que además de desperdiciar energía, tendrán un envejecimiento más rápido.
  • Pique la comida antes de licuarla, afile las aspas de la licuadora periódicamente y cámbielas si se rompen.

Iluminación

La iluminación representa una tercera parte del consumo de energía en los hogares y, por ende, el sustituir las lámparas ineficientes por eficientes da como resultado un ahorro de energía de 50% a 75%.

Los beneficios de las lámparas fluorescentes compactas contra las lámparas incandescentes son:

  • Duran hasta 10 veces más
  • Consumen una tercera parte de energía
  • Aportan menos calor

Incandescente (Lámpara ineficiente) / Fluorescente Compacta (Lámpara eficiente)

100W / 26W

75W / 20W

60W / 13W

40W / 11W

Otros trucos para ahorrar electricidad en la iluminación de su hogar son:

  • Apague la iluminación en las áreas donde se tenga suficiente aportación de luz natural, así como en las áreas exteriores.
  • Si vive en un lugar de clima cálido, cierre las persianas en el día, pues al abrirlas entrará la luz natural, pero también el calor y, en todo caso, el costo de la iluminación artificial es más bajo que el de climatizar la habitación.
  • Pinte las paredes de su hogar con colores claros; esto ayuda a aprovechar mejor la luz, tanto la natural como la artificial.
  • Realice el mayor número de actividades aprovechando la luz solar. Piense o haga una lista de todo lo que puede realizar durante el día y no dejarlo para la noche. Por ejemplo, es mejor lavar, planchar y hacer el aseo durante el día con luz natural.

Aparatos electrodomésticos

Los motores de la lavadora de ropa, de la aspiradora y la licuadora tienen diferentes potencias y, por ende, es diferente su nivel de consumo eléctrico. Lo mismo podemos decir del radio y de la televisión: si ambos están encendidos muchas horas, usted pagará más por lo que consuma el televisor que por el radio, ya que el primero es de una mayor potencia. Estas son algunas recomendaciones para ahorrar el consumo de la nevera, la lavadora y la plancha:

Nevera:

  • Coloque el refrigerador en un lugar con suficiente espacio para permitir la circulación del aire por la parte posterior (10 cm aproximadamente) y evite colocar objetos que obstruyan una adecuada ventilación, ya que de lo contrario el aparato trabajará más.
  • Asegúrese que la puerta cierre herméticamente y que no deje que el aire frío se escape. Esto lo puede comprobar poniendo una hoja de papel al cerrar la puerta; si ésta cae o se desliza.
  • Evite introducir alimentos calientes dentro del aparato, permita que se enfríen a la intemperie antes de guardarlos, pues de este modo trabajará menos su refrigerador.
  • Use la temperatura correcta para conservar los alimentos. El ajuste del termostato debe estar entre los números 2 y 3 en lugares de clima templado y entre 3 y 4 en sitios calurosos.

Lavadora:

Su consumo de electricidad es alto, pero usted puede reducirlo siguiendo los siguientes consejos:

  • Deposite siempre la cantidad de ropa indicada como máximo permisible, ya que si pone menos, gastará agua y electricidad de más, y si pone más de lo permitido, la ropa quedará mal lavada y se corre el riesgo de forzar el motor.
  • Use siempre el ciclo más corto posible para un lavado apropiado.
  • Evite utilizar agua caliente en la lavadora, a menos que la ropa esté demasiado sucia. Además, asegúrese que el enjuague se haga con agua fría.
  • Use sólo el detergente indispensable, el exceso produce mucha espuma y hace que el motor trabaje más de lo necesario.

Plancha:

La plancha es uno de los aparatos que más consume energía, por eso es conveniente seguir las siguientes recomendaciones:

  • Manténgala en buen estado general.
  • Revise que las mangueras de succión estén en buenas condiciones.
  • Procure utilizar la boquilla adecuada a la superficie que va a aspirar.
  • Limpie los filtros al terminar de usarla.

Fuente: ecoportal.net

LaFamilia.info
06.06.2008

Aunque el estilo y distribución de los muebles, el manejo de luz, las plantas naturales y los adornos son importantes en la creación de un espacio, el color es una herramienta primordial para determinar el ambiente global de un hogar.

Si quiere hacer de su vivienda un lugar calido y acorde a su personalidad y necesidades, el color es su gran aliado. Basta con que conozca ciertas reglas básicas de decoración para que lo haga trabajar a su favor. A continuación le damos algunas sugerencias:

Entradas y pasillos
El hall de entrada es un lugar de movimiento. Por esta razón se pueden emplear colores intensos y vibrantes como tonos de amarillos o verdes. Los colores cálidos crean un ambiente íntimo y acogedor y son especialmente agradables cuando se llega a casa después de un día difícil. Los vestíbulos, pasillos y escaleras parecen largos y vacíos si se pintan de blanco o crema.

Salas
Si desea una sala cálida, amigable y acogedora puede utilizar tonos naranjas, los cuales tienen un buen efecto en salones y salas de televisión. Si por el contrario prefiere una estancia tranquila puede pintarla con tonos pastel o claros

Si desea una sala más impactante, pruebe dos colores contrastantes, como amarillo y azul; utilice texturas lisas y grandes macetas para complementar la decoración.

Comedores
Los tonos rojos y terracota estimulan el apetito y favorecen la digestión. Si el comedor se utiliza sobre todo por la noche, un verde oscuro puede crear un tono relajante para comer, siempre y cuando haya colores cálidos como amarillo en otros puntos del comedor.

Cocinas
Las cocinas se prestan por naturaleza a todos los colores cálidos y terrosos (marrón, amarillo, durazno y rojo). Éstos pueden realzarse con el uso de verde, el color complementario.

Habitaciones
Los colores en tonos pastel reforzarán el ambiente tranquilo que caracteriza a estas áreas. Los suaves como el rosa, lila, azul o verde crearán un ambiente de tranquilidad y apoyo.

En una habitación para bebés, lo más recomendable es decorar las paredes con tonos claros de las gamas azul, amarillo, crema o rosa que son emocionalmente calmantes y reconfortantes.

Para niños mayores, pinte las paredes con colores cremas o claros y añada colores brillantes en las cortinas, cama o accesorios.

Baños
Los colores cálidos ayudan a sentirnos a gusto con nuestro cuerpo, de manera que aumentan la confianza y autoestima en uno mismo. El azul brillante es un color refrescante y calmante para un cuerpo cansado y favorece la relajación porque sugiere los tonos claros y fríos del mar y el cielo.

Psicología del color

De acuerdo con la psicología, los colores pueden clasificarse generalmente como “cálidos” y “fríos”. Esta distinción es importante, debido a que los tonos cálidos funcionan mejor en algunos ambientes y los fríos en otros.

Cálidos

El rojo es, particularmente, un color poderoso. De hecho, causa un impacto psicológico en muchas personas, aumentando la presión arterial y las pulsaciones. El rojo provoca sentimientos de intimidad y energía, pasión y sensualidad. También tiende a estimular el apetito, lo que explica que sea tan utilizado en los restaurantes y puede ser una buena opción de decoración para un salón de banquetes.

Los naranjas y amarillos son cálidos y acogedores. En consecuencia, el amarillo puede ser una buena opción para recibidores poco iluminados así como para pasillo oscuros. Las personas mayores que viven en habitaciones amarillas afirman que son más felices que aquellas que viven en habitaciones pintadas con otros colores. Sin embargo, el amarillo intenso puede tener un efecto excitante, lo cual puede producir ansiedad en personas mayores, en bebés o en personas muy jóvenes.

Fríos

El azul, verde, violeta y sus intermedios son vistos como fríos porque reaccionamos ante ellos de la misma manera que lo hacemos ante un paisaje o ante una visión del mar con una sensación de paz, tranquilidad y relajamiento.

El azul nos hace sentir paz y tranquilidad, razón por la cual es una opción ideal para las habitaciones de adultos y niños. Por otra parte, el azul funciona como supresor del apetito, por lo que no es la mejor opción para un comedor.

El verde es relajante y agradable a los ojos. Es un color dominante por naturaleza y tal vez el más versátil para pinturas interiores. Los verdes intensos son ideales para habitaciones y salones; las tonalidades intermedias de este color son ideales para cocinas y comedores (piensa en la cantidad de comidas verdes). Por ser un color que proporciona tranquilidad, se utiliza con frecuencia en hospitales, sitios de trabajo y escuelas.

El violeta es uno de los colores más complejos. A muchos adultos les disgustan los morados, mientras muchos jóvenes responden muy bien al violeta. Por esta razón dicho color puede ser utilizado satisfactoriamente en habitaciones de niños y en áreas de recreación.

Fuente: www.seccionamarilla.com.mx

LaFamilia.info
16.07.2008

 

 

El hogar es uno de los escenarios más comunes donde se sufren accidentes. Según las estadísticas, los niños menores de 5 años y los adultos mayores de 65 años son los más afectados. Por ello es fundamental que aprendamos a detectar y corregir las posibles causas de accidentes en las diferentes áreas de nuestra vivienda, con el fin de hacer de ésta, un lugar seguro y libre de obstáculos.

 

Diversos estudios reflejan que las causas más comunes en los accidentes domésticos sufridos por los niños son: Caídas, intoxicaciones, alergias e irritaciones, quemaduras, incendios y explosiones, electrocución, asfixia respiratoria, golpes y encerramientos.

 

Elimine obstáculos

 

Las caídas pueden tener peores consecuencias si se trata de adultos mayores. Por esto es importante que recorramos nuestra vivienda y eliminemos obstáculos que pueden ocasionar caídas, tales como:

 

  • - Pisos mojados, engrasados, con jabón o cera.
  • - Tapetes que no están pegados al suelo en los que es fácil resbalarse.
  • - Obstáculos en los que uno se pueda enredar como son juguetes, bancos, zapatos o medias, basura, etc.
  • - Muebles o camas cerca de las ventanas. Muchos niños no conocen el peligro y corren gran riesgo de caerse si se montan en los muebles para asomarse por las ventanas o balcones.
  • - Para evitar accidentes comunes de intoxicación, es aconsejable que tenga en cuenta lo siguiente:
  • - Guarde los productos de limpieza, jardinería y medicamentos en un lugar seguro, fuera del alcance de los niños.
  • - Evite usar envases de productos alimenticios o de bebidas para almacenar contenidos tóxicos. Si llegan a usarse, trate de quitar la etiqueta original y no olvide colocar otra etiqueta que lo identifique correctamente.
  • - No almacene medicamentos en las mesas de noche. Guárdelos bajo llave.
  • - Los insecticidas y productos de jardinería no se deben pulverizar sobre alimentos, personas o animales domésticos.
  • - No permanecer en habitaciones tratadas con insecticidas hasta transcurrido un tiempo prudencial.
  • - Las estufas y calentadores de gas no deben emplearse en lugares sin ventilación.
  • - No mantener el coche en marcha en el interior de garajes pequeños y mal ventilados.
  • - Evitar las corrientes de aire sobre la llama de gas que puedan apagarla.
  • - Si percibe olor a gas no accione interruptores eléctricos ni encienda cerillas o mecheros: la chispa provocaría una gran explosión.

Quemaduras

 

Es muy fácil pasar por alto pequeños detalles de la vida diaria que podrían ocasionar un accidente de quemadura, especialmente si usted vive con niños. Por ello, es importante que recuerde los siguientes consejos:

 

  • - No sitúe objetos calientes como estufas eléctricas, hornos, tostadores de pan etc, en lugares accesibles a los niños.
  • - Si utiliza recipientes con asas o mangos, asegúrese de que sean de un material resistente al calor y lo más importante es que, si tiene niños en casa, no deje los mangos o asas al alcance de los chicos mientras se están cocinando los alimentos.
  • - Use siempre coge-ollas cuando cocine a alta temperatura.
  • - Cuando cosa o fría alimentos que dan origen a salpicaduras, use tapas o rejillas.
  • - Aleje a los niños de la cocina y zona de planchar.
  • - Impida que los niños jueguen con cerillas y mecheros.

- Recuerde que como padres de familia, tenemos la responsabilidad de velar por la seguridad y el bien común de todos los que viven bajo nuestro techo. Incluyendo el personal doméstico.

 

Accidentes infantiles más comunes por edades

 

Hasta un año:
- El niño corre sobre todo el riesgo de asfixia, caídas y ahogo.

  • - Prevenga que se sofoque. No lo acueste sobre la espalda si acaba de mamar y tampoco boca-abajo. Si tiene un gato, vigile que no se acueste encima del niño.
  • - Aleje de su cama las cuerdas de las cortinas; no ate a los barrotes de la cuna ninguna cuerda, porque pueden enredarse en ella. Si usa chupete con cuerda alrededor del cuello, jamás lo deje desatendido pues lo puede ahorcar.
  • - No lo deje solo sobre el vestidor. Organícese de manera que tenga todo al alcance de la mano cuando lo cambia. Un pequeño descuido y el bebé puede caerse.
  • - Cuando lo bañe al bebé, no lo deje solo por ningún motivo dentro del agua.

De uno a cinco años:
- En esta edad los accidentes son muy frecuentes, porque el niño tiene una gran motricidad pero no la controla.

  • - Ponga las cerillas, los medicamentos, los productos de limpieza fuera de su alcance.
  • - En la cocina, vuelva hacia la pared los mangos o asas de las cacerolas o, mejor aún, utilice sólo los fogones situados en la parte de atrás.
  • - No ponga en el suelo ningún recipiente con agua caliente.
  • - No lo deje jugar mucho tiempo en la bañera sin vigilancia o cerca de una fuente si tiene jardín.
  • - Proteja los enchufes o piense en colocarlos a cierta altura. No deje en el suelo los cables.
  • - No le dé juguetes demasiado pequeños porque puede tragárselos.
  • - Si vive en un apartamento, proteja las ventanas mediante un enrejado o una contraventana.

LaFamilia.info
06.06.2008

Nunca piense que su hogar es inmune a accidentes domésticos. Siempre busque peligros que podrían evitarse. Crear un hogar seguro para los más pequeños es una obligación de todo padre. Sin embargo y pese a esta responsabilidad, los accidentes caseros están entre las primeras causas de mortalidad de menores en países como Colombia, según el Instituto de Medicina Legal de este país.

Antes de comprar una casa o apartamento, es preciso pensar en la seguridad de los niños que habitarán allí, pues y si no se cumplen con ciertos requisitos básicos de seguridad, se pueden aumentar las probabilidades de provocar un accidente fatal.

A la hora de decidirse por un proyecto habitacional, deben tenerse en cuenta aspectos como la altura del balcón: por ningún motivo éste debe tener una altura menor a un metro. Así mismo las rejas del pasamanos tanto del balcón como de las escaleras no deben tener orificios por los que quepa un pequeño ni deben dar la posibilidad de escalarlas.

Las ventanas tampoco deben tener una altura menor de 90 centímetros, pues ante una eventual ruptura del vidrio, los niños corren gran peligro.

Escaleras con trampas

Las escaleras de interiores y zonas comunes nunca deben carecer de barandas y mínimo deben tener un ancho de 1.20 centímetros. Las escaleras caracol tampoco son convenientes pues tienen una parte muy angosta e insegura no solo para niños, sino para grandes.

Asimismo, descarte casas con escaleras abiertas entre cada peldaño, pues por estos orificio cabe fácilmente un niño.

Según especialistas en seguridad, el lugar más inseguro para un niño en su propia casa es la cocina. Por esto vale tener en cuenta las siguientes precauciones:

  • Mientras cocina, no cargue a ningún niño. Es más seguro utilizar los fogones posteriores y remover cualquier utensilio con manillas que ellos puedan alcanzar.
  • No caliente teteros en el microondas, ya que el contenido no sube de temperatura uniformemente y podría ocasionar quemaduras en la boca del bebé.
  • Tampoco consuma bebidas calientes si está cargando un niño pues fácilmente se puede regar y ocasionar quemaduras.
  • Evite que los niños jueguen cerca de la mesa de la plancha pues pueden enredarse con el cable y sufrir serias quemaduras.
  • Tape los enchufes de su casa con protectores o tápelos con los muebles. No deje cables eléctricos debajo de tapetes o cobijas y amarre el sobrante de los cables para que los niños no los muerdan o se enreden en ellos.
  • No coloque muebles cerca de las ventanas pues los niños correrán gran peligro al subirse.
  • Instale un sistema de bloqueo de ventanas.

Para los bebés

  • Recuerde que los más pequeños se llevan todo a la boca, por eso esté siempre alerta de no dejar por ahí objetos con los que se puedan ahogar.
  • Revise constantemente los juguetes de los bebés pues pueden tener pedazos flojos que terminarán en su boca.
  • Los barrotes de la cuna no deben tener espacios superiores a los 8 centímetros para evitar caídas aparatosas.
  • Nunca deje solo a su bebé mientras lo está cambiando, y menos mientras está en la bañera. Los accidentes en estas dos situaciones ocurren en cuestión de segundos y por lo general se deben a descuidos del adulto que estaba a su cuidado.

Fuentes: Periódico El Colombiano y Revista Salud de Coomeva

LaFamilia.info
06.06.2008

El tiempo y el dinero que le dedicamos al mantenimiento de nuestra vivienda es siempre una inversión. Si el lugar donde vivimos está siempre impecable, esto se reflejará en una mejor calidad de vida. No obstante, el dicho popular ‘hogar dulce hogar' no siempre resulta tan dulce como quisiéramos. Cualquiera puede recordar ‘dolores de cabeza' ocasionados por una gotera, un tubo roto, grietas en las paredes, cañerías atascadas, entre otras. Es por esto importante reaccionar al primer signo de deterioro de nuestra vivienda: mantenimiento y reparaciones oportunas evitarán daños costosos.

La mayoría de los problemas de deterioro normal de una vivienda pueden ser reparados sin necesidad de llamar a un especialista. Lo que se necesita saber es cómo hacerlo y perderle el miedo a poner sus manos a la obra.

Mantener no es reparar

El primer requisito es estar siempre atentos y saber diferenciar entre mantenimiento y reparación: El mantenimiento es una actividad continua, que tiene como fin prevenir daños. La reparación supone la presencia de un daño. Lo cierto es que todos los materiales tienden a deteriorarse con el tiempo y lo importante es saber identificar a tiempo los síntomas de deterioro.

La limpieza cotidiana es la mejor ocasión para detectar los elementos que necesitan de mayor atención (un metal oxidado, una humedad, una madera descolorida o carcomida por insectos etc.). Una vez identificado el daño o deterioro, debe actuar con la mayor rapidez. He aquí algunas técnicas y tratamientos apropiados para solucionar problemas domésticos comunes:

Madera:

Tratamientos como los siguientes pueden evitar deterioros inevitables:

  • Rotura o abolladura: Lo mejor es reparar la madera de inmediato para evitar astillas o pérdida de pequeñas partes. En caso de rotura, pegue la madera con un pegante adecuado, utilizando una brocha suave. Si la madera ha sufrido un golpe, llene el agujero con agua tibia y deje que la madera se hinche.
  • Quemaduras: Si la quemadura es ligera, puede frotarla con limpia metales y ligar cuidadosamente. Luego se cubre la zona afectada con papel absorbente húmedo y luego con plástico durante varias horas. Si la quemadura es más profunda, debe rasparla con un cuchillo afilado y luego rellenar con masilla del mismo color. Líjela cuando esté seca y luego píntela o barnícela.
  • Manchas: Más allá de los cuidados obvios de la madera como son evitar la exposición prolongada de luz solar, humedad y calor, las manchas más comunes pueden repararse así: Mancha de agua: Frote la madera con limpia metales en crema. Mancha de grasa: Utilice vinagre para disolver la mancha y luego límpiela con un trapo húmedo.

Metales:

Tan pronto como observe formaciones de óxido sobre el hierro o el acero, procure eliminarlas. Una vez localizado éste, elimínelo hasta que aparezca la superficie brillante del metal. Esto se consigue con un cepillo metálico, rascadores o materiales abrasivos.

Luego pinte la superficie libre de óxido con una buena imprimación antioxido para luego aplicar la pintura.

Mármol:

El mármol es una piedra porosa y cualquier mancha debe ser tratada antes de que sea absorbida.

  • Mancha de café, té o vino: Frote la mancha con agua oxigenada mezclada con agua. Si la mancha persiste, cúbrala con sal y deje actuar por unos minutos. Finalmente utilice un cepillo.
  • Manchas de tinta: Se deben limpiar con amoníaco.
  • Rayas negras: Se eliminan con una goma de borrar si el mármol no está cristalizado.
  • Cera de vela: Se quita con agua caliente y luego se frota con un paño humedecido con aceite de linaza que protegerá al mármol y le dará brillo.

Tapicería:

Los muebles recubiertos de tela se desgastan mucho y por esto necesitan cuidado. He aquí algunas ideas:

  • Para reavivar el color y eliminar el polvo de las tapicerías, puede dar un baño de sal: Se frota la tela con sal, se deja actuar durante una hora y se cepilla.
  • Para disimular el desgaste de la tela, puede utilizar un material que se adecue al tamaño del mueble y cubrirlo, cuidando que quede completamente forrado.

Las tapicerías de cuero son duraderas, pero necesitan unos cuidados extremos y mantenimiento adecuado:

  • Ocasionalmente después de limpiarlos, frótelos con un paño y clara de huevo o bien con aceite de linaza.
  • Periódicamente se debe humectar el cuero con cremas a base de silicona.
  • Para eliminar manchas de tinta, puede esparcir leche y luego limpiarlo con agua tibia.

Recuerde que el hogar es el lugar más importante de la familia y por esto debe permanecer en perfectas condiciones.

Mantenimientos especializados

Algunas áreas de nuestra vivienda requieren de un mantenimiento periódico hecho por personas especializadas para evitar daños posteriores. Aunque esto cuesta dinero, piense en lo que se está ahorrando si evita un daño que requerirá de una reparación más costosa.

Por lo tanto, asegúrese de realizar mantenimiento anual de los siguientes aparatos domésticos y áreas del hogar:

Utensilios de gas: Este mantenimiento es vital para la seguridad de su hogar y la vida de sus aparatos. Los conductos que llevan el gas se deben revisar anualmente, lo mismo que debe hacerse una limpieza exhaustiva del calentador, la estufa, horno y otros aparatos que se abastecen de gas.

Utensilios eléctricos: La nevera, la lavadora, los hornos y fogones eléctricos, deben ser revisados anualmente por un técnico especializado. Las lavadoras retienen jabón y si no se limpian por dentro, se dañan. Lo mismo sucede con las neveras y el polvo que acumulan en sus motores, así como la grasa que recoge el horno y la estufa.

Pisos de mármol y madera: Ambos materiales requieren de una mantenimiento periódico para devolverles el brillo y evitar un desgaste irreversible. Dicho mantenimiento se hace a través de máquinas especiales como por ejemplo la cristalizada del mármol.

LaFamilia.info
06.06.2008

Un hogar no es solo una casa con detalles materiales agradables a la vista. Para que un recinto se convierta en ese lugar amable y caluroso que llamamos hogar, hacen falta no solo detalles materiales, sino de amor y comportamiento.

La buena educación y la cortesía son dos requerimientos básicos para hacer del sitio donde vivimos, un sitio acogedor y no un mero cobijo, por muy lujoso que sea. Muchas personas, después de una dura jornada de estudio o trabajo, sienten que al llegar a su casa prolongarán la tensión y el estrés que vivieron durante el día. Ello sucede porque su casa no es un hogar donde encuentran la serenidad y el amor que brindan las personas con que viven.

Son muchos los pequeños detalles que se deben cuidar para que el sitio donde vivimos se convierta en hogar. He aquí algunos de ellos.

Detalles de comportamiento

  • Las palabras amables y actitudes serenas
  • Las atenciones, la sonrisa y los agasajos entre los miembros de la familia.
  • La admiración y aprecio por las cosas de nuestros hijos, padres o hermanos.
  • Costumbres como saludarse y despedirse de beso, rezar en familia, celebrar fechas importantes.
  • El rechazo a la crítica destructiva
  • Saber calcular los gastos, de modo que se viva cómodamente sin derroches y supliendo las necesidades básicas.
  • El orden: disponer de un sitio para cada cosa y dejar cada cosa en su sitio.
  • Evitar que la televisión y el computador se apoderen del ambiente y más bien crear momentos de esparcimiento entre toda la familia.

Detalles materiales

  • Mantener la casa limpia, ya que la suciedad resta la armonía (camas siempre tendidas).
  • Decorar el lugar con matas y flores. Ello da al hogar calidez y colorido.
  • No dejar que el lugar se deteriore. Periódicamente hacer mantenimiento de pintura, tapetes, pisos, etc.
  • Prestar atención a la decoración. El buen gusto no es sinónimo de lo costoso. Es importante que nuestro hogar sea agradable a la vista.
  • Cocinar de vez en cuando comida que se salga de la rutina

LaFamilia.info
06.06.2008

¿Tiene un balcón o un patio en su casa que carece de vida y luce poco atractivo? Transformarlos en espacios con jardines no es difícil si se tienen los mínimos conocimientos sobre qué tipo de plantas y en qué condiciones se deben lucir. En este artículo le brindamos algunos consejos para que estos espacios de su casa o apartamento que pueden estar subutilizados, luzcan atractivos y frescos creando un oasis en su hogar.

Proteja las plantas del viento

Mucho viento puede hacerle daño a sus plantas. Por lo tanto, determine si en su balcón o patio tiene corrientes de viento y tome las siguientes medidas.

  • Instale una pantalla que corte el viento, la cual se puede hacer con: Planchas de policarbonato (plástico duro). Se usan para las paredes de los invernaderos y son transparentes. Celosías, las cuales pueden ser cubiertas con plantas trepadoras. Cañizos. Pantallas verdes formadas por arbustos o alguna conífera.
  • Aproveche todo el espacio que tenga: pisos, paredes, muros. Ello hará que la distribución de plantas sea equilibrada y no se vea demasiado recargado. Por lo tanto, cuelgue macetas o jardineras en las paredes y emplee contenedores de poco peso como el plástico o la fibra de vidrio.
  • La elección de los colores en la terraza debe estar en armonía con el diseño interior. Emplee plantas de distintos tamaños y formas para evitar la monotonía en la vegetación y conseguir cierto ritmo.
  • Si usted tienen terraza, es bueno que haya algún elemento de contraste. Una escultura, una fuente o algo constituya un foco de atracción para quien esté mirando desde adentro. Al ser un espacio pequeño, debe haber sólo 1 ó 2 elementos focales.
  • En los balcones aproveche al máximo el espacio instalando cestas colgantes en las paredes y jardineras en las barandillas hacia fuera.

¿Qué plantas?

La siguiente es una lista de plantas colgantes para terrazas, las cuales requieren sombra y un poco de sol (no todo el día), excepto las Gitanillas que son de pleno sol.

  • Amor de hombre
  • Fucsia
  • Gitanilla (al sol)
  • Helichrysum
  • Cinta
  • Hiedra
  • Impatiens
  • Lobelia
  • Petunias surfinias
  • Saxifraga
  • Tradescantia
  • Verbena
  • Scaveola

En las paredes sitúe las plantas trepadoras con aroma: Jazmines, Dipladenia, Madreselva, Jazmín de Madagascar, Flor de cera (Hoya carnosa), Rosal trepador, etc.

Sobre el muro de las ventanas puede cultivar flores olorosas y hierbas aromáticas para que el perfume invada la casa.

Las celosías sirven para crear divisiones, para proteger del viento y como soporte vertical para colgar macetas o apoyar enredaderas.

Otros consejos

  • Los espejos en paredes dan sensación de mayor amplitud y de más vegetación.
  • Según el sol que reciba la terraza por su orientación, escoja plantas para sol o para sombra, asesorándose del vendedor en el lugar donde las adquiera.
  • En terrazas orientadas hacia el este se puede plantar casi de todo, pues disfrutarán de un sol suave, que no causa daño a las plantas. Un balcón soleado será adecuado para el cultivo de Geranios, Petunias, Rosas, Zinnias, etc.
  • Si está orientada hacia el norte, escoge especies con menos demanda de luz. Por ejemplo, Fucsias, Hortensias, Begonias, Anémonas, Prímulas, Ciclamen, etc.
  • Compre macetas bonitas y originales. Haga orificios para el drenaje en caso de que no los tenga porque las plantas sufrirán por exceso de agua.

¿Cómo ubicar las plantas?

Puede escoger plantas con forma piramidal, cónica, de copa esférica... Son muy ornamentales aunque exigen un mantenimiento de recorte periódico.

Sitúe las plantas más grandes al fondo y vaya bajando en altura hacia adelante.

Para el invierno, busque plantas de follaje perenne que se mantendrá siempre verde. Ejemplos: Hiedras, Bambú, Acebo, Lavanda, Laurel, Evónimo, Tuya, etc.

La mayoría de las plantas aromáticas son muy prácticas para terrazas. El Laurel, la Lavanda y el Romero son plantas sin problemas.

Si usted vive en un país con estaciones, las plantas en jardineras y macetas se pueden renovar fácilmente para que luzcan en las diferentes estaciones: otoño, invierno, primavera y verano. Se va cambiando su estilo y color de una estación a otra. Hay multitud de combinaciones: Hierbas aromáticas, Hiedra con Pensamientos o con bulbos, Geranios y Petunias en verano...

Árboles pequeños para la terraza

  • Limonero, mandarino o naranjo
  • Datura
  • Ficus
  • Hibisco
  • Rosa de China
  • Laurel
  • Mimosa
  • Pitosporo (copa de bola)

Trepadoras

  • Bignonia
  • Buganvilla
  • Campsis
  • Celestina
  • Hiedra
  • Jazmín
  • Tecomaria

Arbustos

  • Abutilon
  • Acalifa
  • Acebo
  • Adelfa (forma de bola)
  • Aucuba
  • Arce japonés
  • Azalea
  • Bambú
  • Beloperone
  • Camelia
  • Cica
  • Cincoenrama
  • Dama de noche
  • Fucsia
  • Gardenia
  • Hortensia
  • Laurel
  • Romero
  • Rosales mini y de bola

Frutales para macetas

  • Limón
  • Manzano
  • Ciruelo
  • Níspero
LaFamilia.info
06.06.2008

¿Se ha preguntado alguna vez si la  calidad del aire de su hogar es un problema que afecta la salud de su familia? ¿Sabía que diversos estudios han demostrado que el aire dentro de las casas puede estar más contaminado que el aire de afuera?

Según Glenn Haege, un maestro norteamericano de construcción y carpintería famoso por su  programa radial sobre reparaciones de la casa, “a medida que nuestros hogares han pasado a ser más eficientes en electricidad y más herméticos, los niveles de humedad derivados del cocinar y de la respiración tienden a aumentar, causando moho”.

Según el especialista, las sustancias químicas dañinas derivadas de los materiales de construcción, aislamiento, muebles, alfombras, rellenos, pinturas, diluyentes y los limpiadores caseros, se liberan por la atmósfera húmeda y se combinan para contaminar el aire interno que permanece atrapado en la casa y afecta así la salud produciendo alergias, problemas respiratorios y eccemas.

Cómo detectar la contaminación

El primer paso para remediar el problema de aire contaminado dentro del hogar es evaluarlo. Algunas compañías como Pure Air y Envirologix, entre otros, venden juegos de prueba económicos y fáciles de usar. Así, una vez que usted se haya enterado de los contaminantes que flotan en su casa,  puede planear cómo reemplazar las fuentes del problema.

Existen supertiendas ecologistas (consulte cuáles son las opciones en su país) que ofrecen una cantidad de materiales de construcción ecológicamente aprobados y con menos riesgos de salud. Asimismo, BuildingGreen.com ofrece un banco gratuito de datos en línea que detalla más de 2.000 productos de construcción y limpieza  que contienen bajos componentes contaminantes y son más ecológicos.

También en el patio o jardín

Los materiales fuera de la casa también pueden contribuir a los problemas de salud. Un ejemplo de esto es la madera tratada a presión, que incluye una forma de cianuro para controlar los insectos. Los niños que juegan con gimnasios de patio y terrazas hechas de estos materiales pueden desarrollar erupciones e infecciones de la piel. La madera de cedro, resistente a las plagas, es una alternativa natural que, aunque más cara, constituye una opción más ecológica que también durará a través de los años.

Para un hogar ecológico

Otras acciones que ayudarán a “ecologizar” el hogar pueden ser:

  • El reemplazo de las bombillas de iluminación tradicionales incandescentes con fluorescentes más eficientes y compactas.
  • Cambiar los calentadores convencionales de agua por equipos solares o versiones sin tanque que funcionan solamente cuando se requiere.
  • Reemplazar los cabezales de ducha tradicionales e inodoros con alternativas de flujo económico bajo presión, las cuales que pueden ahorrar muchos galones al día generando ahorros también en las cuentas de electricidad.
  • La captura del agua de lluvia y del agua semi-sucia de la ducha para irrigar el jardín.
  • Construir espacios donde se utilice al máximo la luz natural.
  • Emplear superficies y materiales con colores claros para que refleje más la luz natural.

Con los aparatos domésticos

En el desarrollo de las tareas domésticas hay grandes oportunidades para ser ecológicos:

  • Utilice ollas y cacerolas de fondos lisos y del mismo tamaño de fogones para aprovechar mejor el calor.
  • Utilice ollas con tapas ajustadas que reduzcan al mínimo la pérdida de calor.
  • No abra la puerta del horno mientras esté cocinando.
  • Utilice la máxima capacidad de la lavadora.
  • Si es posible permita que su ropa se seque tendida en las cuerdas.