Imprimir
Categoría: Hogar y Familia
Visitas: 4514
LaFamilia.info
06.06.2008

Un hogar no es solo una casa con detalles materiales agradables a la vista. Para que un recinto se convierta en ese lugar amable y caluroso que llamamos hogar, hacen falta no solo detalles materiales, sino de amor y comportamiento.

La buena educación y la cortesía son dos requerimientos básicos para hacer del sitio donde vivimos, un sitio acogedor y no un mero cobijo, por muy lujoso que sea. Muchas personas, después de una dura jornada de estudio o trabajo, sienten que al llegar a su casa prolongarán la tensión y el estrés que vivieron durante el día. Ello sucede porque su casa no es un hogar donde encuentran la serenidad y el amor que brindan las personas con que viven.

Son muchos los pequeños detalles que se deben cuidar para que el sitio donde vivimos se convierta en hogar. He aquí algunos de ellos.

Detalles de comportamiento

Detalles materiales